martes, 12 de abril de 2016

Recuerdo invocado

Tú quédate,
no quiero cortar el aire
que agita a una amapola.

Tú quédate conmigo
en la esquina de esta boca
por donde escapan agitadas
estelas de su nombre,
senderos hacia mi casa.

Quédate en estos pétalos asustados
viviendo de la brisa
de un océano enamorado,
del dolor salino de sus olas,
del calor que tengo aquí guardado.

Quédate
recuerdo invocado,
quédate
siempre a mi lado.

Sueño de una noche de verano de Jeremy Enecio, arte digital y acrílicos.
 Nacido en Filipinas y residiendo en EEUU. 

sábado, 2 de abril de 2016

Apreciaciones

Los caminos del hombre
son autovías de ambición y necedad,
carriles de rápida intolerancia
hacia un destino de igualdad.

Nunca debimos dejar de ser nómadas
para convertirnos en lobos de corral.

El sentido común
no es lógico ni prudente
sólo es común y vulgar,
carente de altruismo, de hospitalidad,
incapaz de imaginar
una línea más allá
del límite de su generalidad.

A veces pienso
que ser humano
es un accidente.
La espina de una rosa
derrama más lágrimas
cuando se la contempla indiferente.

Nunca debimos asentarnos
en ríos, valles y costas
para trazar carreteras
que distanciasen rebaños,
sedentarias manadas dirigibles
necesitadas de equipaje,
confundiendo la humildad
con el color de su traje.

Cada día me decepciona más la humanidad 
pero...son tan sólo apreciaciones de un lobo 
en búsqueda de su libertad.


Chiara Bautista, ilustradora trabajando en Tucson, Arizona (USA).